Mayor Amor, Mejor vivir III

PARTE III

CARTA DE LIDERAZGO – ABRIL 2013

Cuando el amor por algo aumenta en la vida de uno, el amor por algo más disminuye. En el reino de Dios, cuando hay más amor hacia el sistema gobernado por un príncipe temporal, automáticamente hay menos amor por el sistema gobernado por el Rey eterno. Repito, invierto mi vida en el reino al que creo pertenecer.

No puedes hacer esto, porque mientras amas un sistema o una manera de operación que va en contra de Dios, estas negando Su reino. Mientras que alguien ama a los ídolos no puede amar a Dios, porque el amor del Padre no está en él. Mientras sigan amando lo que los del sistema del maligno aman, el amor de Dios no estará presente.

Entre tantas conversaciones que tenemos con líderes de familias, negocios, ministerios y empresas, es muy constante y similar. El sistema al que uno se sujeta potencializa o limita todo lo que nos ha sido depositado. Al tapar un frasco con agua mineral, notamos que el gas en el agua tiene más potencial que el agua y el frasco.

Para soltar el potencial del gas, tiene que desatapar el frasco. Al destapar el frasco o el potencial de uno, es cuando nos damos cuenta de cuanto potencial poseemos. Cuando alguien está sujeto al sistema mundial su potencial está limitado. Aunque sus ojos espirituales sean abiertos al nacer de nuevo, no podrá aun así ver el sistema del reino.

Los valores, principios y la moralidad revelan en donde está el amor de uno. Podemos engañar a la “gente engañada” pero la gente que ve con la luz de día notara cual es el amor de otros. Podrás engañar a algunos todo el tiempo, pero no puedes engañar a todos en algunos tiempos.

Como alumno del IMP (Instituto Máximo Potencial), recibirás un alto nivel de capacitación para líderes, esta generación necesita de gente que vive más arriba de las circunstancias terrenales. ¿Estás listo(a) para vivir la mejor vida posible?

Entonces, ¿Cuál es la clave para mejorar en la vida? Un amor mayor, si quieres mejorar en la vida debes tener un mayor amor para con Dios. ¿Cómo puedo tener un amor mayor para Dios? La respuesta es simple; menos amor por el mundo.

Crece intimo para correr largo,
Dr. Andrés y Tiffany Bucksot
A %d blogueros les gusta esto: