¡Oferta!

Calificando Al Descalificado

$80.00

Cuando Jesucristo plantó la idea de cómo iba operar el reino de Dios en la tierra, no era una idea muy bien recibida muy por la gente de su tiempo, tampoco es muy bien recibida hoy en nuestra época. Esto es porque el mensaje del reino de Dios trata acerca de la condición del corazón del individuo así como sus acciones, motivaciones y el fruto que hay en su vida.

Categorías: , Etiquetas: , , , , , ,

Descripción

Cuando Jesucristo plantó la idea de cómo iba operar el reino de Dios en la tierra, no era una idea muy bien recibida muy por la gente de su tiempo, tampoco es muy bien recibida hoy en nuestra época. Esto es porque el mensaje del reino de Dios trata acerca de la condición del corazón del individuo así como sus acciones, motivaciones y el fruto que hay en su vida.

Hay dos tipos de fruto, un fruto temporal al igual que hay fruto eterno. El fruto temporal es algo que todos pueden ver porque está a la vista y es muy obvio y claramente visto a todos, pero también hay un fruto eterno, que no es posible ver con los ojos físicos. Esto es porque el fruto está vinculado con el llamado eterno y no con la condición humana temporal.

Ese fruto eterno es lo que uno debe mostrar para ver la realidad del llamado conforme el plan divino y eterno de Dios. Por default cuando alguien no tiene la vista en el fruto o el llamado eterno, va regresar a ver con sus ojos físicos lo que en realidad debe de estar viendo con sus ojos espirituales con mucha mas claridad.

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Solo los usuarios registrados que hayan comprado este producto pueden hacer una valoración.